DÍA MUNDIAL DE LA EDUCACIÓN AMBIENTAL

EL 26 DE ENERO SE CELEBRA EL DÍA MUNDIAL DE LA EDUCACIÓN AMBIENTAL. CARITAS BOLIVIA INVITA A TOMAR CONCIENCIA EN EL CUIDADO DE NUESTRA CASA COMÚN

26/01/2021.- La educación ambiental ha ido ampliando sus objetivos, si al comienzo estaba muy centrada en la información científica y en la concientización y prevención de riesgos ambientales, ahora tiende a incluir una crítica de los «mitos» de la modernidad basados en la razón instrumental (individualismo, progreso indefinido, competencia, consumismo, mercado sin reglas) y también a recuperar los distintos niveles del equilibrio ecológico: el interno con uno mismo, el solidario con los demás, el natural con todos los seres vivos, el espiritual con Dios.

La educación ambiental debería disponernos a dar ese salto hacia el Misterio, desde donde una ética ecológica adquiere su sentido más hondo. Por otra parte, hay educadores capaces de replantear los itinerarios pedagógicos de una ética ecológica, de manera que ayuden efectivamente a crecer en la solidaridad, la responsabilidad y el cuidado basado en la compasión.

Sin embargo, esta educación, llamada a crear una «ciudadanía ecológica», a veces se limita a informar y no logra desarrollar hábitos. La existencia de leyes y normas no es suficiente a largo plazo para limitar los malos comportamientos, aun cuando exista un control efectivo. Para que la norma jurídica produzca efectos importantes y duraderos, es necesario que la mayor parte de los miembros de la sociedad la haya aceptado a partir de motivaciones adecuadas, y que reaccione desde una transformación personal, sólo a partir del cultivo de sólidas virtudes es posible la donación de sí en un compromiso ecológico.

La educación en la responsabilidad ambiental puede alentar diversos comportamientos que tienen una incidencia directa e importante en el cuidado del ambiente, como evitar el uso de material plástico y de papel, reducir el consumo de agua, separar los residuos, cocinar sólo lo que razonablemente se podrá comer, tratar con cuidado a los demás seres vivos, utilizar transporte público o compartir un mismo vehículo entre varias personas, plantar árboles, apagar las luces innecesarias. Todo esto es parte de una generosa y digna creatividad, que muestra lo mejor del ser humano. El hecho de reutilizar algo en lugar de desecharlo rápidamente, a partir de profundas motivaciones, puede ser un acto de amor que exprese nuestra propia dignidad.

Los ámbitos educativos son diversos: la escuela, la familia, los medios de comunicación, la catequesis, etc. Una buena educación escolar en la temprana edad coloca semillas que pueden producir efectos a lo largo de toda una vida. Se debe destacar la importancia central de la familia, porque «es el ámbito donde la vida, don de Dios, puede ser acogida y protegida de manera adecuada contra los múltiples ataques a que está expuesta, y puede desarrollarse según las exigencias de un auténtico crecimiento humano”.

“Cuando se habla de medio ambiente, se indica particularmente una relación, la que existe entre naturaleza y la sociedad que la habita… estamos incluidos en ella, somos parte de ella y estamos interpenetrados”. (L.S. 139)

Compartimos con ustedes a escuchar la entrevista de radio en el Programa “Coyuntura” de la Conferencia Episcopal Boliviana, realizada a Mario Gutiérrez, Coordinador del Programa de Medio Ambiente y Ecología Integral de Caritas Bolivia:

https://drive.google.com/file/d/1ytVG8KPQDD5Zsh753kGeHZpB-5yZcL9L/view